Con el paso de los años, la emisión de bonos verdes incrementó en diversas partes del mundo, haciendo cada país se comprometiera con el medio ambiente y la salud de sus habitantes. Si bien el 2020 fue un año difícil para todo el mundo, se convirtió en el año que impulsó un crecimiento de bonos